lunes, 16 de marzo de 2009

La Mercenaria

Desde que Pajarraco se largó suponíamos que buscarían a otra persona para joder a Churrascomán y al resto del departamento.

Pasaron enero y febrero sin más noticias que los rumores (que son nuestra principal fuente de información) y de repente, a dos días de la incorporación de nuestra nueva jefa, nos enviaron un mail (a todo quisqui, que nosotras no teníamos preferencia para enterarnos) con la comunicación de que por fin se incorporaba: era mujer y venía a dominar el caos.

En su primer lunes en Alienosa se presentó en nuestra cantina con Mámir y Vímar," para conocernos" a Sberrow y a mí.

Como llegaba tarde, y estábamos desmayadas de hambre, empezamos a comer (sí, lo sé, no fue muy cortés). Y entonces llegó ella: alta, delgada, vestido Jackie Kennedy negro, media melena rizada y suelta, tacones de serpiente grises-verdosos (arg!) y rabos a lo cajera truncados: es decir, gruesos y ordinarios sobre el párpado pero finalizados en la misma comisura del ojo. Espantoso.

Nos levantamos a saludarla y alargó su brazo. Utilizó la extremidad y la mano para separarme de sí en lugar de para estrecharme en el saludo, mientras me escrutó la cara con gesto desafiante.

Sberrow no abrió la boca en la comida. Un gato sí, pero apenas se dirigió a la mercenaria como interlocutora, y observó que apenas comió de su plato. Dos putas hojas de lechuga y un trozo de tomate en su plato, y no se los comió del todo.

Sberrow y yo hemos decidido que no nos fiamos de alguien que no come.

También hemos llegado a la conclusión de que había venido a evaluarme -Villano y Falomán debieron prevenirle sobre mí-. Pero en realidad, estuvo tan estresada por mostrarme su autoridad que no me pudo observar.

Después de media hora de comunicación nula y puesta en escena de carácter gélido se marchó.

Pasó toda la semana. Yo acosada por Villano a través de distintas personas como siempre. La mercenaria pide que todas las comunicaciones a Villano o Falomán lleven copia de cortesía a ella. Villano utiliza el mail para hacerme quedar como gilipollas en los mails con copia de cortesía, y en un apartadillo (sin copias, claro, éso sí) me pregunta si me falta acceso a alguna información.

Era viernes por la mañana y ya estaba harta. Así que escribí un mail bomba con CC a la mercenaria contestándole a los dos mails: el de los insultos públicos y el de el acceso a la información privado. Un mail bomba es también conocido como "suicidio laboral escrito".

Villano guarda silencio.

La mercenaria me llama.

"Hola, he leído esto... y veo que estás... un poco... quemadilla... te comprendo... pero no quiero que entres en enfrentamientos personales con Villano ni con nadie de su equipo... por favor... ahora yo filtraré la comunicación para que no os llevéis vosotras las broncas, bla bla, bli bli, bla".

He de reconocer que fue hábil bajándome la adrenalina. Aunque le dije que llegados a este punto... me importaba un bledo que me despidiesen, y que no iba a consentir más maltrato por parte del Villano. Que tenía que poner un freno por mi salud mental... y lo había puesto.

A la semana siguiente nos ha mandó un bazofia de artículo en plan recursos humanos latinoamericanos "hay que liderar con amor y confianza". Sberrow y yo nos debatíamos entre la risa y el vómito y decidimos que después de esa mierda, con la que nos mostraba que nos veía como una pandilla de hormonas con patas, no nos podíamos fiar.

Y éso que aún no ha llegado el juicio en el que un gato está citada como testigo contra Alienosa. Pero como dice Ende, ésa es otra historia y debe ser contada en otra ocasión.

Seguiremos informando...

9 comentarios:

Chirly dijo...

Darling, hacéis bien en no fiaros de quien no come, es la regla número uno de la supervivencia

Perlita de Huelga dijo...

Oh, Chirly, me has robado las palabras...

A todo esto, me está entrando hambre, jarl!

Gato dijo...

Ufff, pues además de no comer compra la Elle. Y hoy nos ha mandado otra pencada, del Alex Rovira (el Paulo Koelo españó)rollo "sois profesionales, tenéis mejores expedientes académicos, aunque cobréis menos. Pero sois elegantes y el futuro del mundo está en vuestro género".

Sberrow y yo esta vez no nos hemos reído. Ella ha vomitado en su papelera y me ha dicho que entre esa mierda y hacer círculos de mujeres en las clases de danza para exaltar el poder femenino no hay ninguna diferencia.

Y tiene toda la razón.

Rebilated dijo...

hacéis bien en no fiaros de quien no come, es la regla número uno de la supervivencia

Por esa regla de tres yo debo de ser una de las diez personas más de fiar, o algo así.

El Hombre Malo dijo...

...Si sigo comiendo así a mi me van a dar el nobel de la paz.

Gato dijo...

Hombre malo, tú inspiras confianza casi siempre. Menos cuando te lías una manta al cuerpo...

Rebi, te tengo dicho que a tí lo que te pasa es que tienes dos tubos digestivos completos... peculiaridades de hombre lobo. De todos modos, mmmmmmmmmmmmmmme fío de tí, ;P

Chirly dijo...

Si comes con hambre y rebañas el plato y te relames pensando en lo que vas a comer dentro de un rato a la vez que te clazas unas fabes con chorizo, definitivamente, me caes bien¡

VIVAN LOS GORDOS IRREDENTOS

mjjulieta dijo...

eiiiiiiiiiiii
has leído la historia interminable !!!!!
buena percepción de lo que puede ser la realidad.
pero yo solo me preocuparía si la ves girar la cabeza cual búho con resaca, que lo de la lechuga es sólo una anécdota.
ta luego!!!

Gato dijo...

Chirly, el concepto de Gordo Irredento es algo que la humanidad te debe.

Mjjulieta, hoy me han confirmado que es mala mala nala, alguien que la conoció en la empresa de la que debe. Me ha confirmado lo que yo pensaba... que es terriblemente ambiciosa y trepa.