martes, 2 de enero de 2007

Año nuevo, vida nueva.


Por fin el 2007. Que ya estábamos hartitos del año pasado. Por lo menos yo. Me merezco un punto de inflexión, y me encuentro en un momento tan sereno y tranquilo de mi vida que quiero lanzar un mensaje a todos mis amigos, a los conocidos y a todos los incautos que buscando en el gúguel cualquier tipo de información, ingenuos de la vida, caigais aquí:

TODO AQUEL QUE TRATARE DE TOCARME AUNQUE FUERE LEVEMENTE LAS NARICES YO LE IMPONIERE UNA PENA DE MUERTE ANSIOSA, EN LA QUE SE AXFIXIARE CON GOMAS DE NATA DE MILAN METIDAS DE ESQUINA EN LOS AGUJEROS DE LA NARIZ MIENTRAS COMIERE POLVORONES DE TRES EN TRES Y ESCUCHARE RECOPILATORIOS DE PERREO Y CANCIONES DEL VERANO.

Y enviado mi mensaje de amor al mundo, he de confesaros que por primera vez he hecho propósitos para el año que viene:

1- No voy a ir al psicólogo. Si lo he pensado, pero es que yo creo que tampoco estoy tan mal de la cabeza.
2- Me voy a ir a Oslo. Le dí vueltas a un globo terráqueo en una tienda de juguetes y el dedo se me quedó en esa ciudad, así que tengo que comprarme unas catiuscas y me voy al país del salmón ahumado.

3- Sí voy a ir al dentista. Hace como siete años que no voy , de modo que antes de abrir la boca voy a tener que decirle "No se asuste". Después, me hará presupuesto y tendrá que decirme "No se asuste". Al final me acompañará a la puerta de esta guisa:



4- Voy a disfrutar de alguien que ha aparecido en mi vida recientemente. Para olvidar los malos tiempos. He descubierto que tenemos mucha afinidad; viene donde yo le proponga, me trata con suavidad, yo le pago con la misma moneda, es guapo, yo también... Vamos, que nos veo juntos. Y como sé que estáis deseando, os le voy a presentar:


Trucu-trucu está aparcado en la riera, y cuando paso cerca, me parece oir su ronca voz cantándome "¿Y quién es él? ¿En qué lugar se enamoró de tí?". Tendré que darle de baja para que no sufra más. Mientras tanto, estoy bastante confusa con el nuevo. Aún no me ha dicho su nombre, y es como una relación de un fin de semana que se despide diciendo "Ya te llamaré". No sé... ¿Y si me quedo colgada y luego me deja, ahí, con el seguro pagado? Uuff, estoy hecha un lío.

Quizá encontréis algún nombre para ponerle, mientras me pide las manos. Las letras de la matrícula son FJT, y la Perlita dice que provienen de una contracción del castellano arcaico, y que en realidad quieren decir "fíjate".

12 comentarios:

EmeA dijo...

Qué post más minimalista

Claro, de un minino, pues...

Gato dijo...

Emea, que se me escapan los intro y luego trato de postear pero las fotos no me suben y todo se me complica... que aún no he salido de mi particular triángulo de las Bermudas (se escriben así o esto son unos pantalones cortos?).

Si yo soy la plasta de los posts kilométricos...

Anónimo dijo...

Anda... me has recordado que yo también hace siglos que no piso la consulta de un dentista. Quizás yo también tenga que ir (avisando para que no se asuste, claro).

Y lo de ir al psicólogo: no está tan mal. Y no es sólo para locos. La verdad, va muy bien. Pero es una pasta... así que, a priorizar!

Anónimo dijo...

Ay, que se me olvida decirte que Trucu-trucu II es muy guapo.

Llámale Fijate, mismo.

Hacha dijo...

Jejeje,has vuelto!

Zagloso dijo...

FJT ¿FriJoliTo?

Eva Luna dijo...

FaJiTas con guacamole?? mmmmm, vale, no es bonito, pero estan ricas...

Oye, y no era verde?? o este es su primo?

perlitadehuelga dijo...

Es verde? Es azul?
No!
Es FIJATE!




De noche es azul. De día, según le da el sol, es verde. Cambia según el estado de ánimo de la dueña. A mí me mola porque a veces es color mar Cantábrico y otras, Mediterráneo.

martinezconacento dijo...

Pues Fíjate (me ha gustao a mí ese nombre, oye) se ve chulo, muy chulo, pero si es verde, una de dos: o yo soy burriciego o el Ernesto es el mejor vendedor de coches del mundo.

Anónimo dijo...

Si te dice "fíjate" es porque se llama Pochola. O Borjamari.
Sobre todo si vas a Oslo a esquiar
huyendo de stress.

Gato dijo...

Querida, en ningún momento he pensado que los psicólogos son para los locos. Me parece que fue a Aristarain que le oí en una entrevista: "Los psicólogos son maravillosos. Yo mando al psicólogo a mi familia y a mis amigos, y desde que ellos van, cada vez me siento mejor".

No, es una cuestión de prioridades, y creo que prefiero ir a Chan y al dentista. Y el seguro a todo riesgo.

Eva, Martínez: Perlita tampoco se lo creía cuando lo estrenamos de noche para ir al carreful, pero a la mañana siguiente lo comprobó: es verde donde incide la luz y azul en las sombras...

Y a todos los que proponíais nombres... Él me ha hablado. Del mismo modo que Trucu-trucu se manifestó con su sonido de Llaud (gracias, Misia, fué lo más bonito que le dijeron a Trucu-trucu), éste se ha manifestado con su voz profunda a lo Constantino Romero. Ruge. Se llamará Leoncio.

Leoncio Fíjate.

Misia dijo...

Es que era un coche profundamente mallorquín.