viernes, 13 de abril de 2007

SHORTBUS

No recomendada para adultos que lo tienen todo claro


Xau nos la recomendó. Bueno, en realidad nos obligó a verla, con spoilers y diversas artes disuasorias porque quería comentarla con alguien. Es que le había encantado.


Shortbus es una película sobre personas; sobre desencuentros, sobre comunicaciones erróneas, sobre la soledad pública, sobre lo alejados que podemos llegar a estar de nosotros mismos y de los demás. Aunque quizá alguien la vea y piense que sólo va de sexo.

Y hay mucho sexo, y es sexo explícito. De hecho, en los primeros minutos de película, te vapulea con escenas montadas como un collage de varios personajes en plena faena; tanto, que a mí se me escapó una carcajada de sorpresa. Y el resto del tiempo me mantuvo con la boca abierta. Tiene golpes de humor y de ternura, y con ellos retrata cómo el miedo a ser libres de decir, de hacer y de sentir, nos paraliza y nos aisla. A los que no lo tenemos todo claro, por supuesto. A los que sólo vean sexo en la película probablemente no los paralice nada.


En cualquier caso, comentarla después con Xau, y una serie de encuentros con otros amigos, parecían confluir en las ideas que Shortbus sugiere. Porque somos tremendamente modernos, hablamos de encuentros sexuales con desencuentros personales, de relaciones, nuestras o de otros y de lo que las mueve, las motiva o las sostiene y... no dejamos de imaginar.


Por que nos hemos vedado a nosotros mismos el preguntar "Oye, y tú... ¿Cómo estás?".


Y si lo preguntamos obviamos el silencio necesario después de hacer tamaña pregunta.


Y si algún valiente nos hace la pregunta, nos vedamos contestar con sinceridad.


Y así creamos un estúpido limbo pesado que nos limita: nuestra cara B, la que no creemos oportuno enseñar. La que tememos. Ésa en la que solemos colocar también a nuestra sexualidad y deseos íntimos. Es por eso que Shortbus no habla de sexo, sino de la cara B de sus personajes. Que puede resultar sorprendente, pero no está retratada con morbo, ni con sordidez.


La conclusión que yo saqué: ¿Por qué coño nos complicaremos tanto la vida? Bastaría con mirarnos a los ojos y guardar silencio. Con mirar y ver. VER.


Agradecimientos especiales a diversos amigos por sus generosas escuchas y aportaciones (no me puedo explicar cómo puedo tener a tanta gente excepcional cerca de mí).


Y dedicación especial al hombre invisible que, vérsele no se le ve, pero oírsele, por teléfono, se le oye. Que le prometí mi primer post de vuelta. Más majo es...

14 comentarios:

martinezconacento dijo...

Hola, gato. Me alegra verte de nuevo por tu casa, aunque no entienda una palabra de este post.
Saludos.

Antígona dijo...

Bienvenida a la vida, niña, que ya nos tenías preocupados... o muertos de curiosidad :-)

Te haré caso, a ver cuándo la estrenan por aquí.

Besos!

susurro dijo...

¡¡¡gracias por la recomendación!!! Si la comentas así, me dan unas ganas terribles de verla...
Un beso

Anómalo dijo...

¿A mi amenaza de soltarte guarradas me respondes con Shortbus?
A eso le llamo estilo.

Gato dijo...

Anómalo, la borrasca amenaza con mutar el agua que cae en collejas. Allá tú.

Susurro, Antígona, atención: no es convencional. A la Perli no le moló...

Martínez, es que tú eres como la Perli: las cosas en la tierra. Y yo soy a veces bastante abstracta, mil sorrys.

susurro dijo...

¡¡Ya la he visto!!
Y te vuelvo a dar las gracias por recomendármela... No sé todavía si me ha gustado mucho o poco... Estoy todavía "païnt" lo que he visto... eso, asimilando... (no me salía la palabra).
Es una peli más profunda y trágica de lo que los cortos de mente podrían pensar, ¿no crees? El personaje de Sophia y el de James... Para mi llevan el peso de la peli y son de todo menos personajes sencillos. O sea, que pensándolo mejor... Me ha gustado mucho.
Un saludito

Eva Luna dijo...

Gato, solo quería mandarte un saludín, de parte de otra que no lo tiene claro y que cree que demasiadas veces nos complicamos la vida en exceso...
somos mujeres, que quieres??

bienvenida...

Gato dijo...

Eva, guapa, gracias.

Susurro, impacta, para bien o para mal.Me alegro de que te haya gustado verla.

martinezconacento dijo...

¡Qué chulo! Ahora la sonrisa siempre está presente. Y luz, más luz.

neblina dijo...

Gato malo.....

no te vayas tanto rato gatito. Yo ahora estoy con un poco de resquemor, así que esperaré para ver la peli...

Estoy un poco en plan Lorena Bobit... you know...

perlitadehuelga dijo...

Susurro: "Es una peli más profunda y trágica de lo que los cortos de mente podrían pensar, ¿no crees?" Gracias, Susurro. A mí no me gustó. Así que podrías definirme como corta de mente y larga de cuerpo, juas.

Yo no me sentí identificada con ninguno, quizás porque no entiendo porque la gente se pone tantas trabas sexuales. No es creible que una terapeuta sexual sea frígida. No me siento identificada con el gay que no sabe lo que quiere porque lo quiere todo o yo que sé. No me siento identificada con esa gran sala de bacanal, porque me resulta violento, lo siento. No entiendo el sexo en grupo porque no puedo separarlo del amor. Y no, no soy frígida, ni una estrecha ni nada de eso. El sexo me divierte mucho y me divierte muchísimo divertir al contrario.

¡La gente se complica a lo bobo!!!!!

susurro dijo...

perlitadehuelga, no te me enfades!!
yo tampoco me siento identificada... pero tengo aquello que suele llamarse "empatía".
Pero no te me enfades, mujer... Con lo que yo te admiro! ;)

perlitadehuelga dijo...

Jajajajaja Susurro, me pillaste pelín susceptible.
Mil perdones!

susurro dijo...

perdonada! no passssa nada!